Claudia Piñeiro: “Se está discutiendo el rol de la mujer en la sociedad”

0
40


Se realizó ayer por la tarde en Córdoba un conversatorio por la legalización del aborto en el que participó la escritora junto a periodistas, actrices y personalidades de la cultura.

Ayer a partir de las 17 tuvo lugar en el Museo de Antropología de la ciudad de Córdoba conversatorio #HastaQueSeaLey, organizado por la Red de Periodistas por el Aborto Legal. El evento fue presentado por la periodista cordobesa Julieta Fantini y participaron las escritoras Claudia Piñeiro y Eugenia Almeida, la periodista Ingrid Beck (directora de la Revista Barcelona), la actriz Andrea Pietra y la diputada por Córdoba, Brenda Austin.

Antes de comenzar, un grupo de actrices locales realizó una performance artística vestidas como “criadas” y leyeron la carta que Margaret Atwood, autora de “The handmaid’s tale”, dedicó a la vicepresidenta Gabriela Michetti.

Ver también: Margaret Atwood cruzó a Gabriela Michetti por el aborto legal

La primera pregunta de Fantini a las disertantes fue sobre el desarrollo del movimiento por la legalización del aborto en Argentina y la propuesta hacia la votación en el Senado el próximo miércoles.

Todas coincidieron en señalar que el momento que vive el país es histórico y que cambiará para siempre la manera en que las mujeres nos posicionamos en la vida pública, al interior de los partidos políticos o en los espacios en donde cada una desarrolla su proyecto de vida. Se marcó que lo que permitió ganar la media sanción fue la calle, la movilización, y que la legalización del aborto será una línea de partida, no una línea de llegada.

Claudia Piñeiro enfatizó que hay que “mantener un espíritu combativo hasta el 8”. “En los medios los sectores antiderechos dan el mensaje de que ya ganaron, no tenemos que aceptar ese mensaje porque no es así. Dicen que hay 36 votos en contra, pero no necesariamente es así, hay algunos que tal vez no vayan y hay otros que se están preguntando si no es vergonzoso estar de ese lado, por eso no hubo dictamen el otro día”. La escritora agregó que “eso no tiene que bajarnos la moral, necesitamos estar el 8 en las calles demostrando que ellos serán 36, 35 o 34 pero nosotras somos millones en las calles pidiendo por un derecho”.

Ingrid Beck, por su parte, recordó que hace unos años, el movimiento por el derecho al aborto era mucho menos masivo que hoy. “Es el actor político más novedoso de los últimos tiempos en Argentina. Un actor político que muchos dirigentes no pueden entender todavía. De ahí no se vuelve. Tomando lo que dijo Claudia, nosotros tenemos todo por ganar, ellos tienen todo por perder, es sólo perder privilegios para ellos”.

Retomando algunos elementos que se plantearon, Julieta Fantini subrayó que muchos medios promueven un clima de derrota y que, más allá de las maniobras, se impone “la pregunta del millón”: qué hacer después del 8, ya sea que la ley se apruebe o no.

En este punto hubo acuerdo en que, si la ley se aprueba, hay que seguir peleando por su real implementación. Brenda Austin remarcó que, luego de la media sanción de Diputados, los sectores antiderechos salieron a la ofensiva para evitar que el aborto sea ley. “En Córdoba dieron la nota, salieron los obispos a decir que si se aprobaba la ley iba a ser una dictadura, salieron los legisladores a querer instruir a los senadores y la senadora para que voten en contra, salió el colegio de abogados a pronunciarse en contra. Todo esto hace mucha presión en muchas provincias de nuestro país”.

Eugenia Almeida planteó que también hay que pensar que en Córdoba “tenemos más restringidos nuestros derechos hoy mismo, porque la ONG Portal de Belén bloqueó el protocolo de aborto no punible hace seis años y todavía el Tribunal Superior de Justicia no se pronunció”.

Para finalizar, Claudia Piñeiro recordó que, además de un problema de salud pública, “lo que se está discutiendo cuando discutimos el aborto es el rol de la mujer, la obligación de la mujer de ser madre, que la mujer tiene útero para la reproducción y que las relaciones sexuales son con fines reproductivos. No nos tenemos que olvidar de eso porque hoy es el aborto y mañana va a ser otra cosa. Lo más importante es que la mujer es una persona que tiene derecho a elegir su vida igual que el hombre y tiene derecho a no ser madre”.



Source link