Antiderechos: Amalia Granata y su lista celeste ingresó a la legislatura santafesina

0
130


Con 284 mil votos Granata se convirtió en diputada provincial, y junto a ella, 5 referentes pro vida y ligados a grupos eclesiásticos tendrán presencia en la legislatura santafesina. Granata fue novedad, pero los antiderechos están en varias listas.

Amalia Granata es diputada provincial por Santa Fe. Junto a la vocera antiabortista ingresarán a la legislatura Walter Ghione, reconocido ministro de la iglesia evangélica, Nicolás Mayoraz, abogado constitucionalista vinculado al Opus Dei y la Iglesia Católica, seguido por la fonoaudióloga Betina Fiorito, el profesor de la UTN y evangelista Juan Domingo Argañaraz, y Natalia Armas, también vinculada a sectores eclesiásticos.

Te puede interesar: La política a los pies del mercado

Con la confluencia de sectores evangelistas y católicos en el Frente Unite por la Vida y la Familia, el voto celeste robustece su presencia en la provincia, y concentró su campaña en un único punto, el rechazo al derecho al aborto legal, seguro y gratuito.

El espacio que llevó a Granata a ocupar una banca en la legislatura santafesina empezó a tejer alianzas luego de que Senadores rechazara el proyecto de Interrupción Voluntaria del Embarazo- resolución que envalentonó a los grupos pro vida, que azuzados por el ejemplo brasilero se volcaron a la arena política- y se apuntaló con el desembarco en Argentina de la organización “Con Mis Hijos No Te Metas”, conocida por su repudio a la ley de Educación Sexual Integral (ESI) y los derechos de las mujeres e identidades disidentes.

Sin embargo, el avance de los pañuelos celestes no puede sólo atribuirse a la determinación de los grupos pro vida, sino también al estado de situación santafesina. Granata vendría a cristalizar componentes ya existentes dentro de la bota, y dentro de las propias cámaras legislativas.

Además, a esto hay que sumarle que ninguno de los frentes que integran los partidos tradicionales, que cargan con la pesada herencia de Ana María Acevedo, se preocuparon por poner los derechos de las mujeres como ejes de campaña, y algunos hasta buscaron cosechar votos celestes.

Las únicas excepciones fueron el Frente de Izquierda, cuyo bloque votó de forma unánime a favor del aborto, y el frente conformado por Ciudad Futura y el Frente Social y Popular.

Te puede interesar: El #NiUnaMenos celeste de Perotti: ¿militante del aborto clandestino?

El crecimiento del espacio de Granata en Santa Fe se da, por un lado, en el marco de la debacle electoral del Partido Socialista, que gobernó durante 12 con profundísimos contrastes. El protocolo de ILE se cumple en Rosario, pero fuera de la ciudad progresista a las mujeres se les sigue negando el aborto no punible, como en el Hospital Iturraspe de la capital provincial. Además, el partido de la rosa convivió con la Iglesia Católica, financiándola con montos de hasta 13 millones anuales para mantener a sus obispos y le permitió todo el lobby necesario para frenar la ESI en la legislatura provincial. Para sumar contradicciones, su único diputado nacional representaba a la democracia cristiana y votó en contra del aborto el año pasado.

Por otro lado, ocurre con la consagración de Omar Perotti, quien se abstuvo en la votación por el derecho al aborto, y durante su campaña se sacó fotos con cuanto grupo pro vida se le cruzara. Este posicionamiento le valió el reconocimiento de referentes como Raúl Magnasco, de la ONG + Vida, quien referenciara al rafaelino previo a su triunfo como “el único candidato a gobernador por Santa Fe que no se vincula a un pasado de aborto”. Si hablamos de votos celestes, las listas del peronismo también contuvieron a defensores de “las dos vidas”, Silvina Frana, Oscar “Cachi” Martínez, Julio Eggiman, por enumerar algunos.

A esto le podemos sumar la lista de Cambiemos, que quedó por detrás de Granata, y fue encabezadas por el antiabortista Gabriel Chumpitaz.

Con el triunfo del abstencionista Omar Perotti- y la reelección en otras provincias de candidatos ultraconservadores como Manzur e Insfrán- , junto al avance del voto celeste encabezado por Granata, los derechos de mujeres y las identidades disidentes tendrán que defenderse con uñas y dientes.

Te puede interesar: Santa Fe: ganó el peronismo alineado tras el conservador, privatista y sojero Perotti

El proyecto de Interrupción Voluntaria del Embarazo ingresó por octava vez consecutiva al Congreso de la Nación, con más de 70 firmas. El Frente de Izquierda es la única fuerza consecuente en la pelea por el derecho al aborto legal, fortalecer el Frente de Izquierda es fortalecer nuestra pelea por el derecho a decidir sobre nuestros cuerpos, sobre nuestra vida.



Source link