Baby Etchecopar paseó su fascismo, misoginia y racismo por La Plata

0
355


El conductor radial Baby Etchecopar se presentó el viernes 20 en el Teatro Metro de la ciudad de La Plata. Lo hizo frente a una ola de repudios de diversas organizaciones de mujeres.

Las sistemáticas declaraciones del conductor de carácter misógino y racista y con una fuerte apología de la violencia de género así como de la represión hacia las trabajadoras y los trabajadores y demás sectores oprimidos sin dejar de lado la propia dictadura genocida.

Esto generó que se ganara un amplio repudio de varias organizaciones de mujeres que en algunos casos derivó en suspensiones de shows (Rosario, Ituzaingó, General Pico y Santa Rosa en La Pampa) además de denuncias en el Inadi y en la Defensoría del Público de Servicios de Comunicación Audiovisual, y la UFEM (la unidad fiscal especializada en violencia contra las mujeres y personas lesbianas, gays, bisexuales, travestis, transgénero, transexuales e intersexuales (LGBTI) del Ministerio Público Fiscal) lo denunció por incitación a la violencia porque difundió los teléfonos de mujeres que manifestaron frente a Radio 10, donde conduce su programa, e incitó a que se las llamase e insultase.

En su derrotero cuenta además con una amenaza de denuncia penal a la Agencia de Noticias Red-Acción, por transmitir un escrache que le realizaron distintas organizaciones para repudiar sus declaraciones misóginas, desconociendo el pleno derecho de informar y difundir hechos noticiosos, derecho insoslayable de todo medio de comunicación.

Recordemos que el conductor luego del secuestro, violación y femicidio de Micaela García en Entre Ríos expresó en su programa radial: “Si tu hija de doce años sale mostrando las tetas y haciendo trompita, hay una provocación, porque no es casual que de golpe aparezcan tantos violadores”.

Mientras cientos de miles ganan las calles para repudiar la violencia contra las mujeres, para el misógino Etchecopar el motivo es que antes “ninguna nena salía mostrando el culo”, justificando brutalmente las violaciones y la pedofilia y culpabilizando a las víctimas de atroces crímenes producto del machismo y del patriarcado que impulsa y sostiene el Estado.

El periodista realizó una función de su show “Jaque a la Reina” en el Teatro Metro, inaugurado el jueves pasado. Distintas organizaciones de mujeres repudiaron su presentación por sus “discursos misóginos y machistas” a través de comunicados y con una concentración el día miércoles 18 de Abril frente a las puertas del teatro. También varios organismos de derechos humanos expresaron su malestar. Es que ese hombre que descalificó a las presidentas de Abuelas de Plaza de Mayo y Madres de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto y Hebe de Bonafini, además confesó que se “cagaba” en los derechos humanos.

“Ángel Baby Etchecopar es uno de los periodistas que, desde hace años, promueve a través de sus dichos en los medios masivos de comunicación la violencia contra las mujeres, las lesbianas, las travestis y las personas trans. Sus discursos misóginos y machistas son claros mensajes que incitan a la violencia, a la cultura de la violación, a que la sociedad reproduzca las lógicas de la discriminación, de desigualdad, de la exclusión e inequidad”, expresó la Colectiva de Trabajadoras de la Comunicación La Plata, Berisso, Ensenada en un comunicado.

En marzo, el Instituto Nacional de las Mujeres denunció por “violencia simbólica y discriminación”, al comunicador que luego de la marcha del 8M tildó a las feministas de “sucias, chotas, forras y tortilleras asquerosas” y que “es gente que no puede salir a competir con las demás mujeres.

En sintonía con la apología de la represión estatal de ayer y de hoy, e conductor que ayer dijo que se quiere ir del país porque está cansado, calificó al joven desaparecido en Esquel por la Gendarmería, Santiago Maldonado, de “delincuente hijo de puta” y en sus programas de radio y sus shows pidió bala “para los chorros” y justificó el gatillo fácil diciendo que “muchos negros” arruinan a las familias.

Sobre el genocidio de clase que perpetró la dictadura se pronunció afirmando que: “no hubo turros de un lado y del otro hubo víctimas, hubo turros de los dos lados”.

Etchecopar es una brutal expresión del machismo y patriarcado de nuestra sociedad capitalista que se basa en la desigualdad de clase y de género. No constituye una excepción en cuanto al tratamiento que en muchos medios de comunicación, programas televisivos y obras teatrales se les da a las mujeres como género y a nuestros reclamos. Pero ya no pueden pasar socialmente desaparecidas estas expresiones ya que irrumpió el movimiento de mujeres en el escenario nacional, peleando por nuestros derechos, por ni una menos muerta por femicidios ni por abortos clandestinos. Logramos desde el movimiento de mujeres que se instale nacionalmente la discusión por el derecho a decidir sobre nuestros cuerpos. La lucha por los derechos de las mujeres trabajadoras es inseparable de la lucha por una sociedad son explotadores ni explotados.



Source link