Cannabis medicinal: comienza el primer estudio clínico en la Argentina

0
33


Está semana se dio a conocer el inicio del primer ensayo clínico sobre la utilización medicinal del cannabis a cargo de los trabajadores de la salud del Htal. Garrahan.

El hospital pediátrico es uno de los más importantes del área, dónde se atiende al 35% de los casos de cáncer infantil del país, se realizan el 50% de los trasplantes pediátricos, 12 mil cirugías y se atienden más de 608 mil consultas anuales, sólo para dar cuenta de la calidad de atención del mismo desde hace ya 31 años, desde este 25 de agosto último.

Este programa significa un paso adelante en el marco de la implementación del cannabis medicinal que obtuvo visibilización gracias a la lucha de las familias organizados en el activismo que toma esta demanda.

A pesar de haber conseguido que se promulgue la ley 27.350 que da vía a su implementación, aún hoy se sigue exigiendo que se reconozcan las numerosas investigaciones internacionales y los proyectos nacionales del CONICET, INTA y Universidades, extendiendo los límites de la ley a la salud integral y que se amplíe de forma inclusiva el registro de pacientes con patologías para las que se ha probado la efectividad del cannabis según estándares internacionales.

Mamá Cultiva, a través de Valeria Salech ya dejó manifiesto en La Izquierda Diario que el estado no está garantizando el ingreso mediante la importación del aceite de cannabis, ni de la materia prima para producirlo, para dar tratamiento a los pacientes que se encuentran fuera de este programa de investigación, negándoles así calidad de vida, cuando la ley de cannabis medicinal tiene más de un año y medio de haber sido votada por unanimidad.

El brutal recorte del presupuesto en salud programado para el 2019 sumando a las trabas que impone el ministerio de seguridad para las importaciones de materias primas y criminalizando el autocultivo, obstaculiza la implementación de la ley 27.350 que fue sancionada en Marzo de 2017.

Se necesita de forma urgente ampliar el estudio a los casos mas comunes e implementar el tratamiento para paliar efectos de la quimioterapia, parkinson, alzheimer o chicos con autismo, esclerosis múltiples, ya que sólo el 1% de la población pediátrica tiene epilepsia, y el 20% de ella padece epilepsia refractaria.

Está investigación es muy importante, pero contrariamente el presupuesto 2019 que ya tiene media sanción en diputados prevé sólo 360.000 pesos anuales para investigación y estudio del cannabis medicinal y prevé también el cierre de laboratorios del INTA que desarrollan investigaciones en el área, para dar cuenta de los límites que se trazan para desarrollar un programa integral de avance en el área.

Esto reduce la capacidad de buscar una cobertura para los pacientes que esperan que la ley 27.350 sea realmente efectiva.

Recortando el presupuesto y con las trabas que impone el Ministerio de Seguridad de la mano de Patricia Bulrrich se deja a las madres y padres que lucharon por el derecho a la salud de sus hijos sin posibilidades, en su gran mayoría, de acceder a un tratamiento.

Hay que repudiar ampliamente el recorte presupuestario a la salud este 14 de Noviembre cuando se busque darle la media sanción aprobatoria en el senado, para que este programa pueda ser ampliado a todos los pacientes que necesiten de este tratamiento, y este 22 de Noviembre como cada año hay que tomar la demanda por la legalización y el derecho a la implementación medicinal y también recreativo del cannabis.



Source link