Cinco claves del acuerdo comercial entre EEUU, Canadá y México

0
40


Continuidad y cambios entre el TLCAN y el nuevo Acuerdo Estados Unidos-México-Canadá o USMCA, por sus siglas en inglés. Adiós TLCAN, hola USMCA, le dice un Trump triunfante al mundo. Aquí, lo que debes saber.

1. Sector automotriz: se firmó una carta paralela al acuerdo en la que el gobierno estadounidense mantiene la facultad de imponer tarifas mundiales del 25% de los automóviles, pero deja exentos a los vehículos de pasajeros, camionetas y autopartes de México y Canadá.

En caso de que la Casa Blanca establezca aranceles bajo la “sección 232” alegando razones de seguridad nacional, México y Canadá contarían cada año una cuota de vehículos de pasajeros libres de aranceles de 2.6 millones de vehículos exportados a Estados Unidos cada año, una cantidad que supera los actuales niveles de exportación. Y estarán completamente libres de aranceles las camionetas fabricadas en ambos países.

A su vez, México tiene una cuota de autopartes de 108,000 millones de dólares anuales, mientras que Canadá consigue una cuota de partes de 32,400 millones de dólares anuales.

Respecto de las reglas de origen –porcentaje de componentes regionales de los autos– el acuerdo define un período de transición de cinco años luego de que entre en vigencia para que la condición de contenido de valor regional para autos aumente al 75% desde un 62.5% actual. La forma de evitar aranceles es que el 40% del valor de los vehículos debe ser producido en áreas de salarios de 16 dólares la hora. Un requisito que cumplen Canadá y Estados Unidos, no México.

Pero que pueda ser utilizado por las corporaciones automotrices para nivelar a la baja los salarios de la industria automotriz, que hoy en EEUU paga en promedio 20.9 dólares la hora.

Otra exigencia que incluye el acuerdo es que las automotrices utilicen al menos 70% del acero y del aluminio de los tres países socios.

2. Lácteos: fue el tema en el que cedió el gobierno de Trudeau, ya que aprobó dar acceso a los productores estadounidense el 3.5% de su mercado –unos 16 mil millones de dólares anuales-. Pero el gobierno canadiense ofrece una compensación a sus productores.

En los seis meses siguientes a la entrada en vigencia de la USMCA, Canadá pactó eliminar sus categorías de leche Clase 6 y Clase 7 y los calendarios de precios asociados para leche descremada, proteínas de leche descremada y otros componentes y leche ultrafiltrada.

3. Resolución de conflictos: se conserva un mecanismo de solución de controversias comerciales que Canadá defendió para proteger su industria maderera y otros sectores de los aranceles antidumping de Estados Unidos. Pero se acota la solución de conflictos entre inversionistas y estados a los casos de tratamiento preferencial y ciertos sectores dominados por empresas estatales, como infraestructura, energía y telecomunicaciones.

4. Energía: el pacto prevé que las trasnacionales petroleras produzcan hidrocarburos en México bajo la implementación de la reforma energética aprobada al inicio del gobierno de Peña Nieto. No obstante, para guardar las apariencias, se dio a conocer que el acuerdo definiría que México tiene la propiedad directa, inalienable e imprescriptible de todos sus hidrocarburos en su subsuelo. En los hechos, letra muerta con la vigencia de la reforma energética.

5. Otros puntos destacados del acuerdo según EEUU son la propiedad intelectual –reforzamiento de normas, aquí entran software, patentes y modelos industriales, por ejemplo-, intercambio digital –los gobiernos podrán indagar sobre desarrollo de software y algoritmos- exención de impuestos de productos digitales –como e-books, música, videos, software, videojuegos, entre otros–, se establece el libre flujo de información digital –bases de datos.

Con información de Forbes, El Financiero y El País.



Source link