Elecciones en el Pellegrini: dividido, el kirchnerismo pierde el centro de estudiantes

0
28


Después de gestionar un centro totalmente vertical y dividido en dos listas, los K pierden el centro con El Estallido, compuesta por independientes y la agrupación La Emergente.

Los resultados se conocieron durante las primeras horas de la madrugada. Este año, con 445 votos (22, 47 %), ganó la Lista “El Estallido”, impulsada por estudiantes independientes y militantes de la agrupación La Emergente. Esta última viene de protagonizar el lanzamiento a nivel nacional del nuevo frente Patria Grande, que comparte con Juan Grabois (el referente preferido del Papa) y que contó con el visto bueno de Cristina.

Te puede interesar: Se lanzó el Frente Patria Grande, se acabó la “izquierda independiente”

En el marco de una elección desprestigiada por haber llevado al Centro de Estudiantes del Pellegrini a la rastra de las orientaciones del kirchnerismo, dándole la espalda al conflicto educativo de este año y la posterior renuncia del Presidente anterior que pertenecía a La Cámpora, dejándole el cargo a la vicepresidenta de Nuevo Encuentro. El espacio del Kirchnerismo se dividió en varias listas y fue superado por una fuerza que expresa una base más a izquierda en el Pellegrini, aunque a nivel nacional compartan la misma salida frente a la crisis.

El estallido……….. 445 votos 22.47 %

La 16……………… 432 votos 21.81 %

Creciente…………. 360 votos 18.18 %

Oktubre…………… 332 votos 16.76 %

Epa………………… 170 votos 8.58 %

Gualicho………….. 98 votos 4.94 %

Democratización del CECAP

Durante las elecciones hubieron variadas expresiones, sobre todo en los primeros años, del fuerte cuestionamiento al carácter antidemocrático de las elecciones. Los requisitos y las trabas para presentar listas son muchísimas y excluyen la participación de las cientas de activistas independientes que este año conmocionaron las calles por el derecho al aborto legal.

Desde listas que se bajaron de la elección con reclamos de cambio de estatuto, mas del 10% entre votos blancos, nulos o impugnados, ausentismo importante y pibas y pibes que ponían volantes exigiendo una reforma de estatuto del centro. No es casual que un proceso similar se esté desarrollando en el Nacional Buenos Aires.

Desde la Agrupación No Pasarán Preuniversitarios desplegaron una campaña por la democratización del Centro de Estudiantes. Martu, alumna de segundo año, contó a La Izquierda Diario: “Se viralizó nuestra declaración exigiendo una reforma del estatuto y les dolió tanto que nos plantearon que no podíamos votar porque había veda, y que teníamos que bajar la declaración de nuestro instagram personal o no votábamos! Eso generó tanta bronca que varios pibes y pibas metían el volante en el sobre. Un debut espantoso del nuevo centro de estudiantes, y en eso también actuaron juntos con La Cámpora. Lo que les dolió es que nosotras planteamos todo el poder a las pibas y en cada curso. Ahora, viene la pelea por un nuevo estatuto que cambie todo”.

A continuación, reproducimos la declaración:

Comunicado de No Pasarán, preuniversitarios (Pelle y Nacional)

Que el Centro seamos todes!

Por un CECAP democrático, en cada curso.

El macrismo nos ataca con todo, con el apoyo del PJ y los K votó un presupuesto redactado por el FMI, que es de HAMBRE, es un robo hacia todes nosotres. ¡Preparemos la batalla contra los dinosaurios!

Los centros de estudiantes tanto del Pellegrini y del Nacional, son verticales y no dan lugar ni incentivan una organización desde abajo, desde cada curso, o en las asambleas. Son botines de tal o cual agrupación, que usan de chapa pero en los cursos no se discute nada.

En dos meses de conflicto educativo La Cámpora y Nuevo Encuentro en el Pelle fueron incapaces de convocar una sola asamblea con un poco más que horas de anticipación, no hubo en dos meses una sola instancia para discutir y organizarnos para pelear por el presupuesto de nuestro colegio, el sueldo de nuestros docentes y la defensa de la universidad pública. Un centro de lucha, masivo en las calles, golpeando junto a lxs obrerxs es el que podrá en serio derrotar al macrismo. Cuando nuestras organizaciones no pueden hacen eso: no enfrentan en las calles los ataques de la derecha, le brotan Bolsonaros. Pasa como en Brasil, y también tenemos que estar en las calles para derrotarlo. ¡Eso necesitamos!

Este año, por ejemplo, mientras sus partidos levantaban la mano contra el pueblo trabajador en el Congreso, en el Pelle en vez de jugarnos con todo a la Marcha Educativa mocionaron apostar a la actividad de la UnCes. O cuando aplastaron la marcha de la noche de los lapices para salir en la foto con Yasky para Cristina… ¿Al servicio de quién queremos al Cecap?

Hay que hacer balance, porque un centro anti democrático es funcional a lxs que no luchan. A lxs que sólo apuestan a las urnas les conviene hacer la plancha…¿O hicimos todo lo que se podía en el Pelle contra el presupuesto? ¿Estamos preparándonos para imponerle a la CGT un Paro Nacional que derrote al FMI en la votación del Senado? ¿Que rol vamos a jugar en la crisis que ya llegó?

Las elecciones son antidemocráticas. Las pibas que fuimos las protagonistas sólo tenemos expresión a través de nuestras organizaciones. Si un grupo de 7 compañeras quieren armar lista es imposible, son muchísimos los requisitos y las travas…¿En serio piensan que con la fuerza de la marea verde vamos a dejar que siga todo igual? Ninguna agrupación es alternativa a esto. Por eso no sorprende que año tras año las agrupaciones que se presentan son las mismas o casi las mismas.

Hay que reformar el estatuto, por un centro desde abajo, y donde el dia a dia no se decida en una mesa chica. Donde cada curso sea el que debata cómo pelear, porque sabe que tiene voz para decir dónde tiene que estar su centro. Que cada pibe se sienta indispensable, por que eso es un centro activo, democrático y en lucha.

¿Como? Con un cuerpo de delegados de base que sea el Centro de estudiantes real, que delibere todo. Que la presidencia y vocálicas sean mínimas y se asignen proporcionalmente entre las primeras tres listas de la elección y que superen el 20% de los votos. Basta de chapas, ¡todo el poder a las pibas! Esa es la verdadera unidad del movimiento estudiantil, desde abajo, y con unidad de la clase trabajadora. Sería imparable.

Ese es nuestro programa como No Pasarán. Este año hicimos muchas experiencias juntxs. Un aprendizaje de este año es saber detectar nuestros enemigos: ¡Sabemos que la clave está con las pibas, no con la Iglesia! Ni con los patrones y sus partidos y sus burocracias, que le dejan pasar todas a Macri y al FMI… Si vos querés pelearla, sumate con nosotros a construir una gran fuerza que pelee por esto en el Pelle.



Source link