En Psicología de la UNR también “pasaron cosas” ¿Cómo continuamos la lucha?

0
39


Les estudiantes de Psicología de la UNR tenemos planteada la necesidad de debatir un balance de estos meses y cómo seguimos la lucha estudiantil para enfrentar el ajuste. Necesitamos seguir organizades desde abajo y pelear por recuperar el centro de estudiantes.

Algo profundo cambió en Psico como en distintas facultades de Rosario. Les estudiantes despertamos con una fuerza enorme en cada provincia. Aunque se inicia una nueva etapa, muches estamos decididos a no volver hacia atrás. Acercamos algunas reflexiones sobre cómo seguir para debatir con todes les compañeres con los que juntes nos pusimos al frente de la lucha estudiantil y la organización desde abajo.

Con la marea verde se despertó el movimiento estudiantil

Después de haber sido millones en todo el país en las calles exigiendo que se apruebe el proyecto de ley por el aborto legal, seguro y gratuito, que nos lo negaron 38 dinosaurios del Senado, el segundo cuatrimestre empezó de otra forma, como hace años no sucedía en la UNR. Fuimos miles les estudiantes que tomamos en nuestras manos el apoyo activo a les docentes que se encontraban de paro durante más de 5 semanas luchando en defensa de la educación pública. Participamos de asambleas por facultad, clases públicas, marchas enormes, tomamos 11 facultades de las 12 de la UNR y llevamos adelante asambleas inter-facultades multitudinarias donde logramos unir la fuerza que se despertaba en cada unidad académica para debatir, decidir, votar.

Te puede interesar: El retorno del movimiento estudiantil

Esta situación se daba en el marco de que el gobierno había anunciado el acuerdo con el Fondo Monetario y el dólar se iba por las nubes en una semana. En esos días, trabajadores, mujeres y estudiantes sabíamos que nos estaban haciendo perder con la inflación una parte importante de nuestro sueldo, que se iba a hacer más difícil seguir en la facultad y que aumentaría la desocupación, que estaban atacando el presupuesto para salud, educación y trabajo. El apoyo a les docentes mostró el compromiso de la juventud con la educación pública y les trabajadores pero también abrió una puerta para expresar la bronca contra este gobierno de les ricos, los mandatos del FMI y la Franja Morada como sus representantes en las universidades, la complicidad de los gobernadores y la necesidad de ponerle freno a este saqueo que nos quieren imponer. No es casualidad, entonces, que en muchas asambleas se haya repudiado el pago de la deuda a les especuladores.

El conflicto docente se cerró luego de una traición abierta de la CONADU kirchnerista que desoyó el mandato de los principales sindicatos docentes como el de Córdoba y Rosario (COAD), justo en el momento en que les estudiantes mostrábamos la mayor fuerza en todo el país. No sólo negociaron un salario a la baja, sino que quisieron imponer la paz social: que no se profundice y radicalice la lucha educativa. Desde ese momento se abrió una nueva etapa donde muchos (las autoridades, las burocracias, los centros) buscan que volvamos a la normalidad, como si nada hubiese pasado. Pero, esto es inaceptable porque no sólo nuestros docentes y las universidades siguen perdiendo, sino porque en estas semanas se está preparando nuevos grandes y profundos ataques. El nuevo acuerdo con el Fondo pone en el altar la ganancia de los especuladores garantizándoles mayor seguridad a sus negocios. El dólar no para de subir y de la mano de esto la deuda se multiplica. En este contexto Macri con los gobernadores del PJ están preparando la votación de un Presupuesto 2019 que no contempla el 50% de inflación y va a arruinar la educación, la salud, las jubilaciones y va a llevar a un aumento de la desocupación y la pobreza. Les estudiantes que ya levantamos la cabeza, no lo podemos permitir. No podemos volver a la “normalidad” a la que nos convocan mientras quieren hundir al pueblo trabajador y nuestra educación. Tenemos que seguir organizades desde abajo, con asambleas de curso, delegados mandatados y revocables, asambleas generales y preparar la movilización al Congreso para pelear contra el Presupuesto, a la vez que exigir paro y movilización a los sindicatos y centrales, como primer paso para prepararnos para lo que se viene.

Desde En Clave Roja y Pan y Rosas, las agrupaciones que pusimos en pie les militantes del PTS junto a compañeres independientes, queremos abrir el debate con todes les compañeres y activistas independientes que en Psico nos pusimos al frente de la toma y las asambleas contra todas las trabas que puso el Centro del ALDE y la Santiago Pampillón, y prepararnos juntes para las peleas que se vienen.

En psico, los desafíos por delante

En las semanas que pasaron dimos importantes peleas entre muches compañeres independientes y agrupaciones como En Clave Roja y Pan y Rosas, mostrando que en Psico también nos poníamos al frente de la lucha por la educación: mantuvimos tomada la facultad durante 4 días, hicimos numerosas asambleas, nos movilizamos en cada marcha junto a miles y fuimos parte de las 2 asambleas interfacultades que fueron inéditas en las últimas décadas. A esto lo construimos desde abajo. Nos pusimos al frente porque que estábamos decididos a que emerja el movimiento estudiantil. En la Facultad de Psicología esto no fue fácil, ya que debimos enfrentarnos a reiteradas maniobras y boicots por parte del Centro de Estudiantes, que pretendía permanentemente pasar por encima de las decisiones de las asambleas y desconocer abiertamente las medidas votadas por cientos.

Y acá algunos de los ejemplos. En la primera mañana de toma los militantes del ALDE, unilateralmente, permitieron el funcionamiento normal de la administración de la facultad, sin haberlo discutido en la asamblea del día anterior. No pararon con este tipo de maniobras. Uno de los hechos más escandalosos fue el boicot a la Asamblea Interfacultades del miércoles 5/09 convocando a una marcha (a un recital!) luego de que 9 asambleas por facultad hayan votado que ese día y a esa hora necesitábamos convocarnos en una asamblea única para decidir cómo seguir. El Centro de Estudiantes del ALDE-Pampillón se jugaron a vaciar la Interfacultades teniendo como aliados a Construcción Comunitaria y otras agrupaciones kirchneristas en la Secretaría General de la FUR que llegaron a plantear en la primera asamblea interfacultades que ahí no se iba a votar (!!!!).

No lo lograron: más de mil estudiantes nos reunimos en la puerta de Humanidades para decidir cómo seguir y que nadie, en mesa chica, lo haga por nosotros. Una vez más quisieron “apagar” lo que se estaba despertando en Psico cuando vaciaron la toma de la facultad luego de la primera interfacultades y la marcha de antorchas, durante la noche. Los que peleamos por defender las asambleas fuimos los que nos quedamos a bancar la toma. El Centro de Estudiantes, en la vereda de enfrente. Pero en Psicología esto no es novedad, porque unos meses antes nos tuvimos que enfrentar al ALDE y la Santiago Pampillón y sus negociaciones con la gestión a espalda de les estudiantes que obligaron a cientos de nosotres a perder un año por las correlatividades para las PPS.

Por todo esto se vuelve urgente discutir cómo poner en pie una fuerza alternativa de les que nos pusimos al frente de la lucha educativa en Psico para poder seguir organizades. En esta perspectiva tenemos que plantearnos la pelea común por recuperar los centros de estudiantes para que estén al servicio de un movimiento estudiantil organizado de forma democrática, independiente de las autoridades los gobiernos y los sectores cómplices del ajuste, y unir nuestra fuerza junto a la de las mujeres y el pueblo trabajador.

La crisis nacional se viene profundizando, empiezan a aparecer ataques de sectores de derecha como el secuestro y tortura de una docente en Moreno, las amenazas de muerte a nuestres compañeres Myriam Bregman y Nicolás Del Caño, pero también se radicalizan los métodos de lucha de los trabajadores, como los del Astillero Río Santiago que vienen protagonizando una lucha enorme. Ante estos elementos la organización se hace más urgente. La experiencia de los últimos meses tiene servir para pensar un movimiento estudiantil que no solamente luche por la educación pública, sino que englobe esa lucha en una batalla contra el gobierno nacional y el peronismo cómplice que están dispuestos a hundirnos para mantener las ganancias de un puñado de empresarios. La situación nos empuja, a que la organización que surge desde abajo tome partido frente a los grandes hechos nacionales, y que desde una postura de independencia política luche junto a los trabajadores. Para eso es necesario superar a los centros vacíos de participación, como los que impulsa la Franja Morada y replica la izquierda burocrática por todos lados. Desde En Clave Roja y Pan y Rosas proponemos debatir cómo hacerlo con todes les compañeres independientes que peleamos para que el movimiento estudiantil se ponga de pie.



Source link