Invisible, ensayo sobre la ceguera

0
108


En su segundo largometraje, ahora disponible en Netflix, Pablo Giorgelli retrata a una adolescente marcada por la soledad, la incomunicación y el abandono. Un mundo hostil y desangelado.

“…y aunque no pierda la vista me volveré más ciega cada día porque no tendré quien me vea”.

José Saramago

Ely (Mora Arenillas) tiene 17 años y cursa el último año de la escuela secundaria. Vive con su mamá (Mara Bestelli) en un barrio de monoblocks. La madre ha sido despedida de su empleo y atraviesa una depresión que la mantiene sin salir a la calle. Ely trabaja en una veterinaria y tiene una relación con el hijo del dueño, un hombre mucho más grande que ella y casado (Diego Cremonesi). Un día descubre que está embarazada y este hecho es el puntapié inicial de Invisible.

Ely inicia el brutal derrotero por centros de salud, farmacias, búsquedas en internet, proveedores clandestinos de pastillas, para encontrar la manera de practicar un aborto de un embarazo no deseado. Giorgelli muestra la crueldad, la injusticia, la soledad y el sufrimiento al que es sometida la protagonista al darse cuenta que la única solución la encontrará en la clandestinidad, a la que es obligada a entrar. La sociedad no ofrece contención ni apoyo, ya que el aborto es un delito. La escena cuando acude a una consulta muestra cómo, desde el vamos, la médica da por hecho que llevará adelante el embarazo sin darle ninguna chance de dudar.

Como ya lo demostró en Las acacias (2011), ganadora de la Cámara de Oro en Cannes, Giorgelli es sutil, minucioso, clásico en la estructura de sus films. Con pocas palabras y silencios que aturden, toca el corazón violentamente. Una protagonista que, desde su casi mutismo, grita su soledad, su angustia y las dificultades que enfrenta sin ayuda de nadie. En esta situación se suma la compleja relación con su madre, siempre encerrada mirando televisión, con la que apenas habla y a la que intenta sacar de su depresión generándose una relación donde la hija se vuelve la madre, la que protege y sostiene.

Invisible es un film sensible, no es oportunista ni es sobre el aborto, y muestra claramente el machismo a través de ese hombre con el que mantiene la relación, que no acompaña ni se hace cargo. Una relación opresiva, en donde además de ser mayor, él es el hijo del dueño del lugar donde trabaja. En la escena del auto, cuando Ely le cuenta que está embarazada, el hombre le pregunta “¿es mío?”, una pregunta clásica de algunos hombres cuando enfrentan esta situación.

La cámara sigue a Ely a todos los lugares a los que va, mostrando sus días, su rutina. Es casi un documental sobre la vida de la protagonista. La vida que transcurre mientras debe enfrentar la necesidad de tomar una decisión crucial que angustia, mientras el mundo que la rodea es ajeno. Giorgelli junto con Mora Arenillas plasman con inteligencia y meticulosidad, a través de pequeños gestos, miradas y silencios los sentimientos por los que atraviesa el personaje. La invisibilidad es la de Ely, la de andar por la vida sin que a nadie le importe lo que le pasa. Nadie, en ningún momento, le pregunta qué tiene. Eso llama la atención.

Tampoco es casual la elección del barrio en donde se filmó la película, Catalinas Sur; solo con mostrarlo ya el director enmarca la pertenencia social de la protagonista. La falta de recursos, las carencias a las que está expuesta y que determinan su existencia teniendo que buscar nuevos trabajos para mantenerse.

El director no juzga, no baja línea ni tiene una visión paternalista. Denuncia, destapa la situación por la que tienen que atravesar muchos seres humanos ante un embarazo no deseado y el tremendo camino que significa interrumpirlo de forma clandestina y con el riesgo de morir en el intento.

Un film austero, duro, sin golpes bajos pero que muestra con contundencia y sin margen para la duda, la rudeza del mundo, del sistema que, manteniendo el aborto como un delito, obliga a la clandestinidad.

Ficha técnica:

Director: Pablo Giorgelli

Guionistas: María Laura Gargarella, Pablo Giorgelli

Director de fotografía: Diego Poleri

Música: Pedro Onetto

Montaje: María Astrauskas

Producción: Juan Pablo Miller, Ariel Rotter

Reparto: Diego Cremonesi, Mora Arenillas, Agustina Fernández, Paula Fernández Mbarak, Jorge Waldhorn, Mara Bestelli

TRAILER

TRAILER: Invisible, de Pablo Giorgelli

Mirá acá todas las notas de este semanario



Source link