Jujuy: creció la desocupación y se deterioran las condiciones de empleo

0
36


Aumentan el número de trabajadores que salen a buscar un trabajo extra y de aquellos que trabajan menos de 45 horas semanales, solicitan empleo y no encuentran. La juventud y las mujeres las más perjudicadas.

Mientras a nivel nacional el desempleo alcanzó el 10,6 % según el informe del “Mercado de Trabajo” que publicó el Indec en Jujuy el desempleo fue del 7,5 % en el segundo trimestre del año.

Se trata de 21.000 trabajadores que buscan un empleo pero no lo encuentran en la provincia, y este flagelo muestra un crecimiento respecto del 5,9 % que tuvo el desempleo en 2018 durante el segundo trimestre del año.

En el caso de la juventud el desempleo supera en más de tres veces al promedio general y las mujeres son las más afectadas. En el caso de las mujeres menores de 29 años el desempleo alcanza el 21,7 %; mientras que en los varones menores de 29 años asciende a 15,8 %.

El desempleo comparado con el primer trimestre de 2019 cuando ascendió a 11,4 %, superando los valores nacionales, podría obedecer a un proceso de deterioro más profundo de las condiciones laborales y de vida de la clase trabajadora (como se observa con la pérdida de empleo registrado permanente), como también a la composición social de la muestra de familias donde se realizó la encuesta (EPH).

En el segundo trimestre el deterioro de las condiciones laborales se observa en el fuerte crecimiento de la sobreocupación, aquellos que trabajan más de 45 horas semanales han pasando al 26,9 %, cuando en el primer trimestre era de 23,9 %. A su vez, quienes trabajan menos de 45 horas en la semana, también han salido a buscar más trabajo durante el segundo trimestre del año (18,6 %) en comparación con el 15,5 % del primer trimestre de 2019.

Por su parte, la composición social de la muestra de familias seleccionadas para la encuesta que arroja las cifras del mercado de trabajo, en el segundo trimestre muestra una variación significativa, retrocediendo el porcentaje de asalariados de 74,7 (1er trimestre) a 68,2 (2do trimestre), mientras que los no asalariados pasan de 25,3 % a 31,8 % respectivamente.

Esto quiere decir que existe una mayor composición de no asalariados en la muestra estadística, lo cual, tiene un impacto negativo en las cifras de desempleo, o tiende a subestimarlo. Se trata de un sector de la población que estaría en condiciones de realizar actividades bajo la forma del denominado cuentapropismo, sin caer en la necesidad de salir a buscar un empleo, requisito necesario para ingresar a la estadística como desocupado.

Esta dinámica de mayor deterioro de las condiciones laborales y de vida del pueblo trabajador es el resultado de las políticas económicas acordadas por los gobiernos con el FMI para pagar la deuda a los especuladores. Se necesitan invertir las prioridades y pelear por aumento de salarios, jubilaciones y planes sociales según la inflación, a la vez, que prohibir los despidos y suspensiones como propone el proyecto presentado por los legisladores del PTS-Frente de Izquierda en la Legislatura de Jujuy.



Source link