La gestión de la Universidad Nacional de José C Paz a tono con la reconciliación con las fuerzas represivas.

0
104


Durante el 2017 el ingreso de las Fuerzas Armadas a las universidades nacionales de Jujuy y Rosario fue noticia. Frente a ello la UNPAZ publicó comunicados oficiales repudiando ambos hechos. Mientras que hoy en día autoriza el ingreso de la policía a la universidad.

El 13 de abril del año pasado, la policía provincial ingresó a la UNJU y se llevó detenido al presidente del centro de estudiantes junto a otro estudiante mas, en una provincia como Jujuy donde gobierna Gerardo Morales que impone una política de mano dura y represión, legitimando el accionar de las fuerzas represivas sin escrúpulos. No olvidemos que Milagro Sala se encuentra detenida desde hace ya más de 2 años, de forma totalmente arbitraria. El 3 de octubre ocurrió un hecho similar, cuando la gendarmería ingresó a la UNR, en una clara provocación hacia los estudiantes y el personal docente, quienes se encontraban en paro, y realizando un acto por Santiago Maldonado.

La UNPAZ publicó comunicados oficiales pronunciándose en contra de ambos hechos, y repudiándolos, ya que, claramente, estos violan la autonomía universitaria. Sin embargo quedó atrás el tiempo en el que la gestión de la UNPAZ se rasgaba las vestiduras en defensa de la autonomía universitaria. Pues hoy se encuentra avalando el ingreso de las fuerzas represivas al establecimiento. Por ejemplo permitió el ingreso de un operativo cuando el mafioso intendente de José C. Paz, Mario Alberto Ishii recibió el reconocimiento de “Honoris Causa”, la policía impidió la libre circulación de los estudiantes por el edificio que también lleva el nombre de este barón del con-urbano. Como si fuera poco la gestión también aprueba el ingreso de una oficial de la bonaerense frente al repudio de una gran parte de los estudiantes. Lo que termina siendo una burla por parte de las autoridades, a quienes no les importa ni la autonomía ni el rol que cumplieron y cumplen las fuerzas represivas del Estado.

Y no solo eso, si no que además, pretenden lavarse las caras, ya que, esta semana, la UNPAZ, conmemora los cien años de la reforma universitaria del 18, la cual, instituyó precisamente, la autonomía universitaria. Desde el 23 al 27 de abril, en lo que denominaron la “semana de la reforma”, se están realizando distintas actividades, entre las que se encuentran muestras de fotografía, clases abiertas sobre la temática, y exposiciones de personalidades referentes de varias universidades.

La ley 24521 declara a las universidades como instituciones autónomas y autárquicas, por ende ningún ente del estado o privado puede ingresar o decidir sobre las universidades, mucho menos las fuerzas represivas. Quienes se llevaron la vida de estudiantes y docentes durante la dictadura militar y quienes hoy en día son los responsables de la desaparición y muerte de Santiago Maldonado y de Rafael Nahuel.

Estos hechos, sin duda van en consonancia con un plan de reconciliación del gobierno nacional con las FFAA. Prohibido olvidar el 2×1, las domiciliarias a los genocidas, la negación de los 30.000 Desaparecidos. Ni hablar del gatillo fácil promovido por el mismo presidente Mauricio Macri con la “doctrina Chocobar”. La gestión de la UNPAZ se va tiñendo de amarillo al igual que algunos centros de estudiantes que defendieron abiertamente el ingreso de las fuerzas represivas.

Desde la secretaría de Género y Diversidad del CEUNPAZ de abogacía, la juventud del PTS y la agrupación de mujeres Pan y Rosas, Exigimos que la Secretaria Académica de Dirección de Ingreso y Permanencia Agustina Vila y el Rector Dr. Federico G. Thea, brinden explicaciones públicas, de por qué permiten el ingreso de las fuerzas represivas a la universidad, y considerando que ya se le dijo a la oficial en reiteradas oportunidades, que debe ingresar de civil.

‘Así mismo, convocamos a toda la comunidad educativa y a los centros de estudiantes a repudiar y denunciar estos hechos, en nombre de la verdadera autonomía universitaria. Una autonomía sin represores en las aulas.



Source link