Magalí Peralta, la candidata de 18 años que se presenta por una banca en la Ciudad

0
42


Es estudiante secundaria y parte de la marea verde que el año pasado inundó las calles por el aborto legal, seguro y gratuito. Va junto a Myriam Bregman en las listas del Frente de Izquierda

Entrevistamos a Magalí Peralta, que tiene 18 años y es egresada de la escuela Carlos Pellegrini. Se involucró en política a los 13 años. El año pasado fue parte del enorme reclamo en las calles por el derecho al aborto legal, seguro y gratuito junto con sus compañeras de Pan y Rosas. Es precandidata a legisladora porteña por el PTS en el Frente de Izquierda-Unidad: una de las más jóvenes del 2019. Va a competir con Ofelia Fernández, otra referente estudiantil del Pellegrini que, con 19 años, también se hizo conocida a partir de la marea verde y es parte del Frente de Todos.

¿Qué es lo que tiene para aportar tu candidatura en estas elecciones?

Muchos de los partidos tradicionales dicen que “representan” a ciertos sectores. Nosotros no “representamos” a nadie sino que somos esos estudiantes, esas mujeres, esos laburantes. Me parece que es importante llevar la voz de quienes fuimos protagonistas de la pelea por el derecho al aborto, por ejemplo. Las secundarias encabezamos esa lucha.

El Frente de Izquierda-Unidad es el único que tiene y siempre tuvo en su plataforma ese derecho. Nosotros proponemos lo que vamos a votar y somos parte del reclamo en las calles. A diferencia de las otras listas, no tenemos listas de “panqueques” que se pasan de un lado a otro. Tampoco aceptamos financiamiento de las empresas porque nos parece fundamental tener independencia de esos intereses.

Te puede interesar:Magalí Peralta sobre el #AbortoLegal: “Piden que los pibes vayan presos, pero no tenemos derecho a decidir”

¿Cómo ves la situación del país?

La crisis a la que nos llevó el macrismo es cada vez peor. Mientras las empresas de servicios públicos se llevan millones todos los días, en los colegios los pibes salen en ambulancia por fugas de gas, como pasó en el Lenguas Vivas el otro día. Ni hablar de los docentes que murieron en Moreno por una explosión.

Pero todavía quieren pagarle toda la deuda al FMI. No solo el macrismo sino también el peronismo. Entonces todo va a ser mucho más brutal. Juegan con nuestro futuro, quieren que los jóvenes vivamos con laburos precarios, sin tener para comer y mucho menos para estudiar. Hasta entra en sus planes que los pibes se mueran pedaleando en una bicicleta para juntar dos mangos.

¿Cuáles son los objetivos de la izquierda en estas elecciones, teniendo en cuenta un contexto polarizado entre el macrismo y el kirchnerismo?

Queremos aprovecharlas para plantearle a millones de personas que no tenemos por qué ser quienes paguemos las consecuencias de esta crisis. Por eso queremos proponerle a los miles que comparten muchas de nuestras ideas, que se sumen difundirlas con nosotros para tener mucho mayor llegada y fortalecer al FIT. Es una campaña que la hacemos a pulmón, por eso cada colaboración es fundamental.

No pensaríamos en ir aliados con gente que dice defender a la juventud pero quiere meter a los pibes presos a los 14 años y militarizar los barrios, como Sergio Massa que además le votó todo a Macri en el congreso. Mucho menos con los dirigentes de la CGT que hicieron de todo para que no se vea la bronca contra el Gobierno en las calles.

Por eso tenemos a Nicolás del Caño como precandidato a presidente. Queremos ser la voz de la inmensa mayoría de jóvenes precarizados o sin trabajo a los que este sistema solo les ofrece miseria. En la Ciudad de Buenos Aires presentamos como precandidata a diputada nacional a Myriam Bregman y esperamos que entre al congreso.

¿Cuáles son las propuestas en relación a la Educación Sexual Integral (ESI)?

Venimos planteando hace mucho la necesidad urgente de una ESI laica y científica. Es una cuestión básica para la salud de la juventud. Por eso peleamos también por la separación de la Iglesia y el Estado, sobretodo en relación a la educación pública, donde está metida esa institución para difundir su ideología. En el Pellegrini bajamos los símbolos religiosos durante una toma porque defendemos que la educación pública sea laica.

¿Creés que si hay personas jóvenes en los espacios legislativos hay más posibilidades de satisfacer estas demandas?

No creo que alcance con que seamos jóvenes. Si va una piba de la marea verde pero atrás suyo hay diez celestes, diez dinosaurios, diez que quieren meter a los pibes en la cárcel como Massa… no. En nuestra lista vamos jóvenes, pero atrás de un programa político que tiene el derecho al aborto como una propuesta súper importante. Ninguna otra alianza tiene en su plataforma el derecho al aborto y tampoco dicen qué van a votar. De hecho, con el recambio de legisladores tienen más celestes que antes.



Source link