Martes 13 de elecciones del Centro de Estudiantes de Humanidades

0
49


Las mismas se realizarán entre las 8 y las 18hs en la facultad de Humanidades y se presentan seis listas. El Frente de Estudiantes a la Izquierda propone refundar el CUEH para continuar con la experiencia de las Secretarías de Antropología y de Género y Disidencia Sexual.

Comienzan las elecciones en el Centro Único de Estudiantes de Humanidades (CUEH), que desde hace dos años es conducido por Franja Morada, luego de la decadencia del Movimiento 10 de Octubre, que estuvo integrado en sus orígenes por Patria Grande-La Mella, Kolina y activistas agrupades.

En esta oportunidad, seis listas se disputarán la conducción: a la mencionada Franja Morada alineada con el gobierno de Mauricio Macri, se suman el Frente de Estudiantes a la Izquierda (Juventud a la Izquierda, Pan y Rosas y estudiantes no agrupades), Rebelión al Frente (UJS-PO, Patria Grande- La Mella, asamblea de estudiantes de Filosofía e independientes), Libres del Sur, Voces (expresión alineada con las ideas del kirchnerismo) y el Frente Afirmación Estudiantil Popular impulsado por la JUP, La Cámpora y el Aguante.

Franja Morada no innova en su campaña y apela a sus métodos tradicionales: oculta su complicidad con el gobierno nacional de Cambiemos y utiliza discursos de carácter democrático, como la defensa de la educación pública, aunque en los hechos sobren ejemplos de su falta de compromiso al respecto. Este año sin ir más lejos no convocó ni a una sola asamblea, a pesar de que se vivieron importantes luchas en la Universidad Pública o por el derecho al aborto. Además, boicoteó todas las instancias de autoorganización estudiantil, incluso las llamadas desde la Comisión Directiva que presidía.

Voces, Libres del Sur (que forma parte del gobierno de Juan Manuel Urtubey) y la JUP están alineadas con distintas líneas internas del peronismo. Por su parte, Rebelión al Frente se autodefine en sus materiales como un “frente único de luchadorxs que se proponen recuperar el CUEH, defendiendo la independencia política de las autoridades y el gobierno”. Entre sus candidates hay estudiantes referenciades en la UJS Partido Obrero y otres con el amigo del Papa Juan Grabois quien hace unas semanas llamó a votar en el 2019 a Cristina Fernández y aceptó que no tendría reparos en tramar vínculos con el gobernador salteño, Juan Manuel Urtubey.

Te puede interesar leer: La UJS-PO y su llamado a La Cámpora: un salto a la derecha

Por último, el electorado que se identifica con el Frente de Izquierda a nivel nacional y que el año pasado encontró una alternativa unificada en el FECI (Frente Estudiantil Combativo de Izquierda), en esta oportunidad sólo encuentra eco con el Frente de Estudiantes a la Izquierda, lista 68. Luego de que la UJS-PO junto a la asamblea de estudiantes de Filosofía resolvieran dinamitar el FECI y diluirse en Rebelión al Frente, donde aceptan convivir con corrientes que rivalizan con el FIT, como La Mella, que pertenece al recientemente conformado Frente Patria Grande.

Enfrentar el ajuste

El presupuesto nacional de Cambiemos y el peronismo, que ya tiene media sanción de Diputados y busca su aprobación en el Senado este miércoles, pauta una continuidad en las políticas de recorte a sectores claves de la educación pública, como las universidades y los institutos de investigación científica y tecnológica.

En cifras concretas, se calcula un 17% menos en los recursos destinados para el ámbito educativo. Debe tenerse en cuenta que esa cifra podría ser sobradamente más perjudicial cuando el presupuesto deje de ser tal y se convierta en ejercicio concreto de las partidas contables del Estado ya que los presupuestos siempre tienen divergencias con las cuentas efectivamente ejecutadas.

En ese marco, se anticipa que el año próximo los ajustes se sentirán no sólo en las universidades y centros de investigación sino también en otros aspectos que atraviesan la vida de los estudiantes, como el boleto estudiantil. Las restricciones al pase libre serán, otra vez, una de las principales batallas que habrá que encarar.

CUEH de izquierda e independiente

Desde el espacio de Juventud a la Izquierda, Pan y Rosas y estudiantes no agrupades, que impulsan el Frente de Estudiantes a la Izquierda, se propone multiplicar los ejemplos de las Secretarías de Antropología y de Género y Disidencia Sexual, en sus programas y métodos de funcionamiento. La lista 68 propone refundar el CUEH “de abajo hacia arriba”, apostando al desarrollo de asambleas y de la más amplia democracia estudiantil, como ocurrió con las secretarías de Antro y Género y Disidencia.

Asimismo, desde la izquierda proponen darse la política necesaria para que el estudiantado pueda tejer alianzas y haya una coordinación efectiva entre el CUEH, el movimiento de mujeres, el movimiento obrero y la juventud que empiezan a salir a las calles para enfrentar los ataques de Macri, Urtubey, el FMI y la Iglesia, y para pelear por todos sus derechos.



Source link