Terciarios de Neuquén denuncian el no inicio de clases y exigen respuestas del Gobierno

0
83


Los importantes ritmos de crecimiento económico por la explotación de Vaca Muerta, van a contramano de la poca inversión a la educación pública, a tal punto que estando en el mes de mayo, varios IFD de la provincia seguimos sin clases por desidia del MPN.

Crisis en el nivel terciario en Neuquén

A esta altura del año estamos movilizadas exigiendo condiciones dignas para poder acceder a nuestro derecho a la educación pública. Nuestro instituto, el IFD N° 4 de Educación Especial, el único en la provincia que cuenta con las cuatro orientaciones dentro de la modalidad, a la fecha se encuentra sin poder dar inicio al ciclo lectivo, hemos sufrido tres mudanzas en los últimos años a edificios que no están en condiciones para que funcione una institución (casas, ex fábricas, departamentos).

La nuestra no es una situación aislada, en las diferentes jornadas de lucha hemos confluido con el IFD 12, este se encuentra con reclamos desde febrero porque no tienen edificio propio ni cumplen con los compromisos de obras a tal extremo que hasta faltan bancos y sillas.

En Plottier el IFD 5 tampoco cuenta con edificio propio y los mudaron a una fábrica que todavía le están haciendo arreglos de infraestructura, en el IFD 6 se tuvieron que cortar las clases por problemas edilicios en un ala nueva, además de que conviven dos niveles (primario y superior) en los mismos turnos.

También están la comunidades de varios CPEM y EPET en lucha por condiciones edilicias y contra la precarizadora Reforma Educativa que quiere llevar adelante el gobierno junto con la complicidad de la conducción del sindicato en capital y provincia, TEP.

Contrastes en la provincia de Vaca Muerta

Pero esta miseria en las instituciones educativas públicas no es nueva, sino que son los parches que Gobierno tras Gobierno les vienen poniendo hace años, por eso todos los años nos encontramos en la calle estudiantes, docentes, familias porque ponen en riesgo nuestras vidas.

En la provincia de Vaca Muerta sabemos que por cada peso que aumenta el dólar las petroleras se llevan 18 millones de pesos diarios y 6500 millones anuales, pero esto contrasta con la cruda realidad de miseria, aumento del costo de vida, precarización laboral y empobrecimiento de miles de estudiantes que estudian buscando una salida laboral que le permita subsistir a la crisis, es decir que estudiar, permanecer y finalizar la carrera es una completa odisea hasta imposible.

La voz de los estudiantes

  • Alen, estudiante del Profesorado de Sordos e Hipoacúsicos: “El gobierno se llena la boca hablando de “inclusión”, lo cual en la realidad no nos están ni garantizando lo mínimo, un edificio en condiciones para el único instituto de formación docente en educación especial de la provincia, el “único”.”
  • Victoria, estudiante del profesorado de Sordos e Hipoacúsicos:
    “que destinen la plata para educación pública y no para la educación privada.”
  • Carlos, estudiante del Profesorado en Discapacidad Intelectual: “Hoy estamos acá en la calle luchando, porque estamos cansados de las promesas del gobierno. Estamos a una altura del año donde ya deberíamos haber comenzado el ciclo lectivo sin embargo no se ha solucionado nada, nos siguen mintiendo con promesas.”

Por una organización de las bases sin burocracia

El rol de la conducción del TEP en el gremio ATEN no es menor, en las escuelas que están, maniobran para que no se hagan asambleas democráticas donde las estudiantes y docentes podamos ser parte de la toma de decisiones, dilatan para que no salgan acciones contundentes en la calle, tiene una política desorganizadora de las bases ya que no convocan ni reuniones de delegados, ni asambleas ni plenarios.

Un ejemplo claro fue el jueves 2 de mayo cuando gran parte de la comunidad educativa del IFD 4 se encontraba en el CPE en mesa de negociación y la vocal gremial de ATEN (TEP) por el nivel, medio, técnico y superior, Maria Isabel Granda hizo responsables a los estudiantes acusándolos de “Ustedes firmaron que querían empezar con caloventores y ahora no quieren”. Una vez más esta conducción poniéndose del lado de los funcionarios y justificando las falencias que hay en educación.

Vemos que se hace cada vez más necesario tener Centros de Estudiantes que sean espacios de organización y lucha independientes de los equipos directivos y los organismos de cogobierno, para tener más fuerza y que los equipos directivos no nos quieran pasar por arriba, como nos ha pasado y lo hemos denunciado por ejemplo en el IFD 12, donde no dejan votar en las asambleas. Por eso como agrupación terciaria “La imaginación al poder” damos una dura pelea por métodos democráticos donde haya voz y voto de todos y todas las estudiantes, defendiendo el método de asamblea como el más representativo.

Te invitamos a que a que te sumes a la agrupación de terciarias “la imaginación al poder” y demos juntes una lucha en defensa de la Educación Pública.



Source link