Tucumán: la inflación de julio fue una de las más altas del país

0
60


El índice de precios al consumidor de la provincia registró un 3,8 de inflación en julio, la marca más alta del NOA y de todas las regiones del país.

A pesar de ser la región con los salarios más bajos del país y los niveles más altos de informalidad laboral, la inflación acumulada en 2018 para el NOA alcanzó en julio un 16,6%, superando la media nacional que se ubicó en 16%. Pero en Tucumán, la inflación acumulada en esta primera mitad del año alcanzó un registro superior al registrar una inflación acumulada de 18,2%, pulverizando los acuerdos paritarios firmados en cuotas para todos los sectores.

Para el mes de julio el índice de precios al consumidor que registró la Dirección de Estadisticas de la provincia marcó un record de 3,8%, por encima de los promedios de todas las regiones del país, y un 34,6 de aumento comparando la inflación con julio de 2017.

Tomando la inflación acumulada de diciembre de 2017 a julio 2018, los aumentos más importantes se registraron en Comunicación (+36,4), Transporte (+35,2), Educación (+34,2), los sevicios de Vivienda, Agua, electricidad, Gas, y otros combustibles (+26,5), y Alimentos y bebidas no alcoholicas (+26,5). En todos los rubros el acumulado marcó registros por encima de la media nacional.

Aunque el gobierno provincial intenta despegarse de estas noticias echando toda responsabilidad sobre las variables nacionales, lo cierto es que algunos de los aumentos más fuertes se dieron en los sectores a los que Manzur le habilitó los tarifazos como el transporte, o el agua, mientras que otros fueron producto de la remarcación empresarial de los precios sobre los productos de la canasta del consumo popular.

Mientras tanto la informalidad laboral siguió creciendo durante el primer trimestre del año hasta ubicarse en el 46,3%, la más alta del país, superando el promedio nacional (33,9%) y el promedio del NOA (42,1%).

Una verdadera agenda en defensa de lxs trabajadorxs tucumanxs tiene que partir de rechazar el ajuste acordado con el FMI y la reapertura inmediata de las paritarias nacionales y provinciales junto con un plan de emergencia laboral que incluya la prohibición de los despidos, el pase a planta permanente y bajo convenio de los trabajadores en negro, contratados, y tercerizados, y una temporada mínima de 10 meses para los temporarios.



Source link