Universidad de Salta: la pelea por una asamblea general de estudiantes en Humanidades

0
94


Tras meses de silencio la conducción del Centro de Estudiantes de Humanidades (CUEH) convoca a Comisión Directiva. El temario propuesto por Franja Morada es ajeno a la realidad de la mayoría estudiantil. Pan y Rosas y Juventud a la Izquierda en el FECI proponen la necesidad de discutir y votar la convocatoria a una asamblea general de estudiantes.

La cita tendrá lugar este jueves 28 desde las 16 horas en el hall de la facultad de Humanidades. En esta nota repasamos el motivo principal del silencio y la inmovilidad de Franja Morada y por qué la necesidad de que el CUEH convoque a una asamblea general de estudiantes.

Franja Morada y el ajuste

A la conducción del CUEH pareciera que la realidad política y económica del país le pasa por un costado. Podríamos asegurar que para Franja Morada y sus militantes no hay nada más allá de las cuatro paredes de la Universidad y si algo hay, nada tiene que ver con la apacible vida académica, con sus elecciones de rutina, con sus congresos e internas entre radicales y peronistas.

A Franja Morada no le mueve una pestaña la lucha de los y las docentes universitarios que lleva meses, como tampoco de los investigadores del CONICET. Menos, mucho menos, les interesa la pelea por el derecho al aborto, por ejemplo. No basta con que algunos de sus dirigentes se aten el pañuelo verde en el brazo, el cuello o la mochila. Franja Morada es la conducción del CUEH y como tal no ha cumplido el más mínimo papel para organizar a las y los estudiantes de la facultad de Humanidades por el derecho al aborto.

¿Alguien vio la bandera del CUEH en algún pañuelazo o movilización por NiUnaMenos? ¿Alguien escuchó alguna vez durante estos meses que el CUEH convoque a una asamblea para que se puedan debatir y votar cómo íbamos las y los estudiantes a ser parte del “tsunami verde”? El silencio habla por sí solo.

Pero aquí no termina. Hace semanas que se discute en todos lados, en el aula, en el bondi, en el lugar de trabajo, en la cena o con los amigos, sobre el pacto que el gobierno nacional acaba de rubricar con el Fondo Monetario Internacional. No vamos a explayarnos en esta nota sobre las vicisitudes de la letra chica y la letra grande del pacto, pero sí vamos a hacernos eco de una fórmula que resume el contenido principal del acuerdo “stand by” por 50.000 millones de dólares que tomó el gobierno de Mauricio Macri: “se prepara un nuevo saqueo al pueblo argentino, el cuarto saqueo de la historia reciente”.

En otras palabras, si tanto se habla sobre el pacto con el FMI, si las encuestas que se manejan en los medios de comunicación arrojan el abrumador detalle estadístico de que más de un 70% de la población rechaza este pacto, es porque algo se traen bajo el brazo y no es la copa del mundo, precisamente. Por ejemplo, se estiman recortes que ascenderán a los 200.000 millones de pesos en el presupuesto 2019, con el objeto de acomodar los tantos hacia la meta de “déficit cero”, estipulada para el año 2020 según el acuerdo con el FMI. Por supuesto, los recortes se van a llevar adelante en Salud, Educación, gasto social, etc.

No se puede descartar bajo ningún punto de vista que en gran medida ese recorte de “gastos estatales” afecte de manera directa e indirecta a la Universidad Pública. Por eso, una vez más vamos a remarcar que tampoco preocupa a Franja Morada esta situación, ni le va a preocupar. Decirlo a esta altura resulte quizás obvio, pero nunca está de más. Si Franja Morada se maneja como se maneja no es por pura casualidad u errores de sus dirigentes y militantes, por el contrario, es precisamente una respuesta lógica de su programa político.

Y aquí hacemos un punto y aparte. Franja Morada, brazo estudiantil de la UCR, es una de las corrientes “naturales” del régimen universitario en todo el país – la otra corriente “natural” es el peronismo, en todas sus variables – y es así que, en tanto la UCR es parte de la coalición del gobierno nacional, Franja Morada intenta ser garantía de que los planes de ajuste pasen en todas las universidades y facultades del país. Su silencio y pasividad no tienen otra explicación. Como tampoco tiene otra explicación la maniobra fraudulenta que han hecho en la FUBA, junto con un sector del PJ, para quedarse con la presidencia de la Federación – represión de por medio.

Asamblea general de estudiantes

Desde Pan y Rosas y Juventud a la Izquierda en el Frente Estudiantil Combativo de Izquierda (FECI), plantean una política opuesta por el vértice a la orientación de Franja Morada para los Centros de Estudiantes. Si el brazo estudiantil de la UCR pretende Centros asépticos y prestadores convulsivos de servicios, ajenos a los problemas de la vida política y económica que afecta a las grandes mayorías trabajadoras, desde la izquierda proponen que son necesarios Centros combativos, democráticos y solidarios con las luchas obreras y del movimiento de mujeres. ¿Qué posición tiene el CUEH respecto de los despidos en Télam, por ejemplo? ¿O sobre el Paro Nacional del pasado 25 de junio? ¿Respecto del acuerdo con el FMI? ¿Sobre el derecho al aborto, legal, seguro y gratuito? Grandes misterios que solo la lucha política podrá resolver.

Por eso, para que todos estos problemas que enumeramos y que permean la vida universitaria encuentren una respuesta organizada por parte de los y las estudiantes, es necesario que de mínima los Centros de Estudiantes se manejen de manera democrática y convoquen con periodicidad y públicamente a sus Comisiones Directivas. Asimismo, para que puedan expresarse todas las tendencias políticas que anidan entre los y las estudiantes, y para que se desarrollen aquellas que tengan mayor iniciativa y rechacen el inmovilismo y la pasividad, se vuelve una medida elemental la convocatoria a asambleas generales. Y es este planteo político, el de una asamblea general de estudiantes, el que desde Pan y Rosas y Juventud a la Izquierda en el FECI proponen llevar este jueves 28 de junio a la Comisión Directiva del CUEH.

Restará saber qué rol juegan las secretarías del CUEH que pertenecían a la última formación política del peronismo “leavysta”, si apoyarán o no la iniciativa de que se convoque una asamblea general de estudiantes desde el CUEH. Desde Pan y Rosas y Juventud a la Izquierda, si bien no descartan sorpresas, estiman que desde las secretarías del FECI que comparten con estudiantes independientes de diferentes carreras y con el Partido Obrero, no dudarán en apoyar la propuesta.



Source link